Determinan la dosis óptima de nitrógeno en fertirrigación para la caña común

Sesenta kilogramos de nitrógeno por hectárea. Esa es la dosis más eficaz para la fertirrigación en el cultivo de la caña común para producción de biomasa en condiciones medioambientales del centro de la península ibérica, según un estudio conjunto del IMIDRA y la UPM.

Fecha: 12-Jun-2020

Fuente: Upm

Investigadoras de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) colaboran con científicos y técnicos del Instituto Madrileño de Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario (IMIDRA) en el primer trabajo publicado hasta la fecha sobre eficiencia de la fertirrigación nitrogenada en el cultivo de la caña común para aplicaciones de bioenergía. Aunque en Europa se ha desarrollado una intensa actividad investigadora sobre la agronomía de la caña común y sus aplicaciones, antes de este trabajo no se habían publicado estudios sobre fertirrigación en su cultivo.

 

Fertirrigar es aportar al suelo los nutrientes que necesitan los cultivos, mediante el agua de riego. La fertirrigación es una práctica agrícola que, bien manejada, permite mejorar la eficiencia de los nutrientes aportados en la fertilización y reducir sus pérdidas, en comparación con sistemas convencionales de fertilización. La dosis de fertilizante y la eficiencia de la fertirrigación deben determinarse para cada cultivo, y dependen de las condiciones medioambientales en las que se desarrolla el cultivo.

Tradicionalmente, la caña común se cultiva o se explota en países mediterráneos para la obtención de materia prima destinada a sistemas de conducción de parrales y plantas hortícolas, así como para la fabricación de cestos, confección de cubiertas de sombreo, y otros usos locales. En la actualidad, a la vista de su alto potencial productivo, este cultivo está siendo estudiado como cultivo alternativo no-alimentario para promover la Bioeconomía (en las áreas de la producción de biomasa para bioenergía y para productos basados en biomasa lignocelulósica –como por ejemplo, pasta de papel y fabricación de tableros− y para fitorremediación).

Uno de los estudios llevados a cabo se ha centrado en el efecto de la fertirrigación nitrogenada para la producción de caña común cultivada en regadío en suelos de baja fertilidad y clima Mediterráneo continental. El objetivo principal de este trabajo, realizado con la colaboración de dos investigadoras de la UPM con investigadores del IMIDRA, ha sido determinar a nivel de campo la dosis nitrogenada en fertirrigación más adecuada para este cultivo en términos de producción y calidad de biomasa, eficiencia en el uso del nitrógeno, y rendimiento energético.

Panorámica del cultivo maduro de caña común. Autor: J.Cano-Ruiz

Durante el trabajo de campo, que se efectuó durante tres años consecutivos, se ensayaron tres niveles de fertilización nitrogenada y se estudiaron parámetros biométricos, contenido en clorofila, producción y reparto de la biomasa, calidad de la biomasa, contenido en fibras,  y contenido en macronutrientes del suelo. Los resultados obtenidos permitieron construir una base de datos muy completa sobre el comportamiento del cultivo frente a la fertirrigación. “En base al análisis estadístico de los resultados y a los valores obtenidos de eficiencia en el uso del nitrógeno y de incremento en el rendimiento energético debido a la fertirrigación, se determinó que la dosis óptima para las condiciones de cultivo ensayadas es la de 60 kilogramos de nitrógeno por hectárea” señala Mª Dolores Curt, una de las investigadoras de la UPM que ha formado parte del equipo de trabajo.

El estudio se desarrolló en el marco del Proyecto PROBIOCOM (RTA2012-00082-CO2-00 (INIA)), y ha formado parte de la Tesis Doctoral de la Dra. en Ciencias Dª Judith Cano-Ruiz. Ha sido publicado en enero 2020 en Biomass and Bioenergy, prestigiosa revista de alto impacto científico.

Judith CANO-RUIZ, Marina SANZ, Maria Dolores CURT, Antonio PLAZA, María del Carmen LOBO, Pedro Vicente MAURI (2020). ‘Fertigation of Arundo donax L. with different nitrogen rates for biomass production’. Biomass and Bioenergy 133, 105451.